Cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación.
Para saber más, consulta nuestra Política de cookies

La bobina inductiva o bucle magnético para ir al cine o al teatro

Publicado por admin 24/04/2017 1 Comentarios Audífonos,

 

 

 

¿Tienes pérdida de audición y te preocupa no poder asistir a algunas actividades culturales por no escuchar bien? 

 


Pues tenemos buenas noticias, si no conoces qué es la “bobina inductiva” o “bucle magnético”, vamos a hablar de ello en este post. Ya dimos algunas pinceladas sobre las salas accesibles para personas con pérdida de audición en el post “Desoyendo ciertas leyendas urbanas sobre la audiología (I)” pero hoy nos sumergimos en el tema.  


Primero vamos a aclarar qué es la bobina inductiva y luego ya entramos en cómo funciona y qué características tiene pero, antes que nada, es importante señalar que la bobina inductiva está diseñada para personas con pérdida de audición de severa a profunda. En pérdidas auditivas de leves a moderadas el uso de la bobina inductiva cada vez es menos necesaria porque hoy en día los audífonos han avanzado mucho tecnológicamente y ya suplen muchas de las necesidades comunicativas de las personas con pérdida de audición.

 


¿Qué es la bobina inductiva?
La bobina inductiva es la herencia de la tecnología analógica en los audífonos digitales. Es capaz de recibir señales vía inducción magnética y, por lo tanto, cualquier dispositivo capaz de generar una señal electromagnética puede comunicarse con tus audífonos. La nota relevante que hay que tener en cuenta es que tus audífonos necesitan tener incorporada una bobina inductiva, de este modo se conectarán automáticamente al poner el modo “T-Coil” en tus audífonos, el programa compatible con las salas accesibles. 

 

El hecho de que estés en posición “T-Coil” o “T” no implica que se elimine la función de los micrófonos de tu audífono, estos se mantienen activos pero trabajan con menos intensidad por lo que escucharás muy sutilmente las conversaciones de tus vecinos o incluso el masticar de las palomitas, ¡y sin reverberaciones! Tus audífonos se centrarán en lo que está ocurriendo en la sala sin desconectar del ambiente, sólo suavizándolo.


Dicho esto, si tienes pérdida de audición severa a profunda: ¿Puedes ir al cine? ¿Puedes ir al teatro? Sí, ¡claro!, pero hay un “pero” donde tenemos que insistir: debes asistir a lugares que sean accesibles, es decir, que tengan instalado el bucle magnético para que puedas captar la señal electromagnética con tus audífonos.


Los recintos accesibles siempre están señalizados con esta imagen:
 


Algo muy importante que hay que tener en cuenta es que en el momento de comprar un audífono tienes que explicarle a tu audioprotesista que tienes la necesidad de tener incorporada la bobina inductiva porque condiciona el tipo de audífono que tienes que elegir.


¿Qué cosas buenas y no tan buenas tiene la bobina inductiva de los audífonos?


Cosas buenas:

  • Permite ir al cine, al teatro o a lugares accesibles que disponen de una instalación de bucle magnético. También hay mostradores públicos de atención al ciudadano que disponen de este bucle magnético.
  • La señal es directa, no interviene la acústica de la sala, ni los ruidos de la gente… es parecido a llevar unos auriculares inalámbricos.
  • No necesitas que el audioprotesista te lo vincule con nada, sólo asegurarte que tu audioprotesista te ha activado un programa de bobina inductiva.  

 

Cosas no tan buenas:

  • La estética de los audífonos: la bobina inductiva, al ser la herencia analógica de los audífonos tradicionales, va en detrimento con la discreción. No pueden ser tan pequeños como otros audífonos con una tecnología avanzada y un diseño más discreto.

 

1 Comentarios

Ramon:
04/11/2017, 06:32:46 PM
Responder

Entoces que porcentage de los audifonos tiene la bobina inductiva??? Se estan imponiendo otro componentes tipo bluetooth o app tipo esaytek??

Deja un comentario